2 de marzo de 2016

Dinero y felicidad.


Estuve escuchando un magazine de radio llamado Roscas y Cotufas, conocido en la emisora de Canarias Radio, La Autonómica y en Canarias en general. El apartado trataba de psicología. Kiko Barroso y el psicólogo habitual del programa hablaron sobre de qué manera el dinero influye en nuestra vida para alcanzar la felicidad.
Coincido con estas formas de vista porque casi todo lo que opinaban era en gran parte coherente y creo que pueden servirnos en el día a día para no afanarnos tanto en meternos entre ceja y ceja algunas expectativas que nos pueden llevar a la ruina y no hacia la auténtica meta de la felicidad (o la estabilidad en la vida, según como nos lo planteemos).
Si bien en cierto que el dinero nos ayuda muy mucho en conseguir nuestras metas (y estas reflexiones son mías), comentaba el psicólogo que, un año después de que alguien se ganase una gran fortuna en la Lotería, no encontraba esa gran emoción, ni grandes ilusiones en gastar más de lo necesario con esa gran cantidad de dinero.
Me quedé con la idea fundamental: el dinero es necesario para lo que nos hace falta, pero lo que me hizo rescatar de mi propia experiencia y que me ayudó en lo personal es que hay cientos de cosas más que nos ayudan y que nos dan sí o sí la auténtica felicidad: la salud, el amor, los pequeños momentos con la familia y/o amigos, una casa, un coche, la risa, un trabajo que nos guste de verdad, una pareja estable o lo que fuera, el bienestar, la naturaleza, una conversación agradable (y sigamos poniendo miles de etcéteras y de objetivos personales o comunes dentro de este paréntesis que pongo).


Entrada destacada

Suzi 4, The Rolling Stones and Totalitarism.

Last September, I was looking for some good music to listen to, when I heard something I was fascinated for: What it was? It sounded like...